Search

Tiramisú: un clásico italiano donde el café y el mascarpone son protagonistas


El tiramisú es un clásico de la repostería italiana que actualmente se ha extendido a muchos países del mundo y es que su sabor a café lo hace estupendo para tomar después de una buena comida. Es un postre frío que nos dejará en buen lugar si queremos acabar un evento familiar con un toque dulce y elegante.

Su origen se ubica en la región del Véneto, en Italia sobre los años 50. Su nombre, tiramisú, proviene de la expresión italiana "ti tira su", lo que vendria ser un equivalente a "tentempié" en español; aunque no con intención de apertivo, sinó como revitalizante, por su alta cantidad de glúcidos.

En sus inicios no llevaba queso mascarpone, nata o similar, este componente se ha ido incorporando con los años, hasta convertirse en uno de los ingredientes básicos.


Se trata de un postre a capas que tiene unas cuantas variantes, aunque  el clásico conta con ingredientes básicos: café, un poco de licor y queso mascarpone. Normalmente se realiza con lo que en España se conoce como soletillas humedecidas en café, aunque también pueden emplearse galletas o bizcochos. Éstas se combinan con una capa de crema de mascarpone, huevos y azúcar, pudiendo haber versiones a las que también se le añade nata montada. Para finalizar siempre se espolvorea un poco de cacao en polvo, lo que aporta un contraste en la boca con el dulce de la crema muy interesante.

El queso mascarpone es ideal para este postre por su dulzor y consistencia natosa, sin embargo se puede utilizar otro tipo de queso fresco con un sabor suave que adquiera la misma consistencia cremosa.


El otro protagonista es el café al que se le suele añadir un chorrito de Amaretto u otro licor para darle más cuerpo y sabor a los bizcochos, galletas o savoiardi que humedezcamos en él.

Se deja reposar unas horas en el frigorífico para que se asienten bien todos los aromas y esté más sabroso a la hora de degsutarlo.

En muchas ocasiones se realiza sin licor e incluso cambiando el café por leche con cacao, de esta manera lo convertimos en un postre fantástico para los niños o personas que no puedan tomar café u alcohol por algún motivo.


Otro de los aspectos que varian mucho es su presentación, donde entran en juego la creatividad y la imaginación. Según su aspecto seguro que lo hace mucho más apetecible; de este modo podemos ver la típica preparación en una bandeja o algunas creaciones más novedosas presentadas en vasos o copas individuales.

Al igual que ocurre con la tortilla española, el Tiramisú es un postre que se elabora en muchas casas y aunque la receta es similar, cada uno tiene un sabor característico. Lo que está claro es que es un postre fantástico para los amantes del café.

En nuestra tienda encontrarás un delicioso queso mascarpone, unos bizcochos y un exquisito café para que elabores tu propio tiramisú con ingredientes italianos de gran calidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario