Search

San Juan en Italia


El día 24 de Junio es la festividad San Juan Bautista; se trata de un santo en el que se celebra su fecha de nacimiento en lugar de la muerte, como con la mayoría de santos. La fecha coincide con 6 meses antes de Navidad y el solsticio de verano.

El culto de San Juan (San Giovanni) destaca por celebraciones relacionadas con la agricultura y el sol, reuniendo dos elementos simbólicos: el agua y el fuego; el primero símbolo de purificación y el segundo de fertilidad y luz.

Durante esta festividad, concretamente la noche antes, en muchos pueblos y ciudades católicos se celebra esta tradición con el fuego como protagonista. En Italia encontramos varias ciudades donde se disfruta de esta celebración: en Génova, desde hace décadas se relatan historias alrededor de los fuegos y la población se reune con cantos, bailes y juegos.

Celtas e íberos pensaban que las fuentes eran curativas, por ello se dice que las aguas que se toman en la noche de San Juan son beneficiosas, e incluso algunas personas se bañan desnudas de madrugada en el río o en el mar.

Antiguamente, en Génova, se realizaba un procesión a la luz de las velas. En el año 1570 se animó a celebrar San Juan con el mismo entusiasmo que los antepasados, por lo que se ordenó hacer fuegos de júbilo lo más grandes posibles en las plazas públicas de Génova.


Actualmente todavía se sigue celebrando esta fiesta en esta ciudad marinera. La noche anterior, la verbena del 23 de Junio, jóvenes y adultos se encuentran en una atmósfera de fiesta entre fuegos, antorchas y velas junto con malabares, música en las callejuelas hasta la medianoche, momento en el que todos se dirigen a la Plaza Matteotti donde se realiza una gran fogata, el encendido del grande Faló (Gran Fuego).

En Florencia, también se celebra San Juan con misas, conciertos y fuegos artificiales, siendo por la noche del 24 cuando tiene lugar un gran espectáculo pirotécnico durante 1 hora desde la plaza Michelangelo al que una impresionante cantidad de gente sale de sus casas para admirarlo.


La verbena de San Juan es conocida también como la noche de las brujas y es una curiosa historia de la cual puede proceder gran parte de esta tradición que hoy en día se celebra en muchas zonas del mundo.

Se dice que las brujas vagaban durante dicha noche para capturar almas. Ante este hecho, los habitantes de Roma se dirigían con linternas y antorchas a la basílica de San Juan para rogarle al Santo la destrucción de la adversidad. Durante este peregrinaje, bebían y comían abundantemente y hacían ruido con campanas, trompetas y petardos para asustar a las brujas. Al amanecer terminaba la fiesta, cuando el Papa celebraba la misa y tiraba monedas de oro y plata.

Muchas y variadas son las celebraciones, costumbres y rituales de esta noche tan señalada, realizando rituales que pueden ser diferentes según la zona; pero todos tienen algo en común: se reúnen las familias y amigos para pasarlo bien dando la bienvenida al verano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario